Índice de conectividad: La globalización alcanza un nuevo nivel récord

0 316

Se presentó, en Ámsterdam (Holanda), la quinta edición del Índice de Conectividad Global de DHL: un análisis de la globalización, cuantificada en función de los flujos internacionales de comercio, capital, información y personas. La medición de 2018 cuantifica el estado actual de la globalización, así como los rankings individuales de cada país basándose en la profundidad (intensidad de los flujos internacionales) y la amplitud (distribución geográfica de los flujos) de los contactos internacionales en los países respectivos.

Los 5 países más conectados globalmente en 2017 fueron Países Bajos, Singapur, Suiza, Bélgica y los Emiratos Árabes Unidos. Ocho de los diez países más conectados se encuentran en Europa, haciendo de ella la región más conectada del mundo, sobre todo, en materia de flujos de comercio y de personas. En tanto que Norteamérica, líder en flujos de capital e información, ocupa la segunda posición entre las regiones del mundo, seguida de Oriente Medio y el Norte de África en tercer lugar.

Incluso en un mundo cada vez más globalizado, sigue existiendo todavía en todo el planeta un enorme potencial por explotar. El Índice de Conectividad Global muestra que, actualmente, la mayor parte de los movimientos e intercambios que vemos en el mundo se producen a nivel nacional y no internacional, aunque sabemos que la globalización es un factor decisivo en términos de crecimiento y prosperidad”, explicó John Pearson, CEO de DHL Express. Y agregó que “la mayor cooperación internacional sigue contribuyendo a la estabilidad, de modo que las empresas y los países que optan por la globalización se benefician enormemente de ella”.

El Informe muestra que siguen existiendo enormes diferencias entre los niveles de globalización de las economías avanzadas y las emergentes.

Por otro lado, el Informe muestra que siguen existiendo enormes diferencias entre los niveles de globalización de las economías avanzadas y las emergentes. Las economías emergentes comercian casi con la misma intensidad que las economías avanzadas, pero las economías avanzadas tienen un nivel de integración más de tres veces superior en los flujos de capital internacional, cinco veces en flujos de personas y casi nueve veces respecto a los flujos de información. Además, aunque los líderes de los grandes mercados emergentes se han convertido en grandes simpatizantes de la globalización a nivel mundial, el avance de las economías emergentes para recuperar el terreno perdido en cuanto a conectividad global permanece estancado.

Por su parte, los 5 países en los que los flujos internacionales superan en mayor medida las expectativas son Camboya, Malasia, Mozambique, Singapur y Vietnam. Cuatro de estos cinco países se encuentran en el Sudeste asiático. Los países del Sudeste asiático se benefician de los contactos con redes más amplias de la cadena de suministro en Asia, así como de las iniciativas políticas de ASEAN para el fomento de la integración económica. Es una noticia positiva para la región, ya que una mayor conectividad global puede contribuir a acelerar el crecimiento económico de los países.

Exportaciones

A nivel global, el estudio muestra, por ejemplo, que solo se exporta en torno al 20% de la producción económica mundial, que aproximadamente el 7% de los minutos de llamadas telefónicas (incluyendo las llamadas por Internet) son internacionales y que solo el 3% de las personas viven fuera del país en el que nacieron. El informe también refuta la creencia de que la distancia se está convirtiendo en un factor irrelevante. La mayoría de los países están mucho más conectados a sus vecinos que a las naciones distantes.

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Facebook
Twitter
LinkedIn
Instagram